jueves, 25 de septiembre de 2014

La Vanguardia, Edición del domingo, 24 abril 1927, página 11

Ha visitado al gobernador una comisión de recaderos forzosos, por falta de trabajo unos y otro por inutilidad física, que les imposibilita dedicarse al trabajo.

Esta comisión, formada por dos recaderos de Tarrasa, uno de Sabadell y otro de Reixach, suplicó al jefe gubernativo de la provincia que la policía de la estación del Norte no les persiga ni les detenga por el solo hecho de que no pueden, dentro de su pobreza, obtener de la Delegación de Hacienda la patente industrial de su profesión.

Han prometido que según vean el nuevo negocio a que se dedican para comer ellos y sus familias, sacarán sus patentes en breve plazo.

El señor Milans del Bosch les ha concedido una prórroga, mediante volantes gubernativos, para que no sean molestados en lo sucesivo.