sábado, 20 de diciembre de 2014

La Vanguardia, Edición del jueves, 17 noviembre 1927, página 10

UNA MEJORA IMPORTANTE

La electrificación de las líneas de Barcelona a Manresa y Moneada a San Juan de las Abadesas.

Atentamente invitados por el ingeniero jefe de la Compañía del Norte, señor Llansó, recorrimos ayer la línea, de Barcelona a Manresa, hasta San Vicente, en la que se llevan a cabo —lo mismo que entre Moncada y San Juan de las Abadesas—, los trabajos para la electrificación de dichas líneas.

La visita, como hizo observar el señor Llansó, tuvo un sólo objeto: el de que los visitantes pudiesen apreciar el nuevo sistema adoptado para realizar con la mayor rapidez y exactitud todas las operaciones de electrificación.

Los invitados en la estación de Monistrol ocuparon con el señor Llansó, los ingenieros Ros, Casares e Inza, el jefe de sección señor Taboada y varios contratistas, un tren de trabajo destinado al transporte y colocación de postes. Dicho tren, dotado de central eléctrica y de una grúa, emplea en la colocación de cada poste, de minuto y medio a dos minutos, habiéndose colocado por este sistema, en unos seis meses, unos 2.700 postes.

El número de postes a colocar en ambas líneas es de unos 5.000.

Los invitados presenciaron las operaciones de colocación de postes desde Monistrol a San Vicente.

Según nos dijo el señor Llansó, que dirige dichos trabajos, éstos comenzaron bien entrado el año actual, y en los 64 kilómetros de doble vía que existen entre Barcelona y Manresa están las fundaciones hechas para colocar los postes hasta unos 8 kilómetros antes de aquella ciudad.

En San Vicente presenciaron los visitantes el funcionamiento de otro tren, «perfectamente americano», que reparte el hormigón en los hoyos, abiertos de antemano, en los cuales han de colocarse los postes.

Este tren está provisto de una central eléctrica propia, hormigoneras y vagón cisterna, transportando grava, arena y cemento.

En San Vicente, Tarrasa y Moncada hay hermosos edificios que albergarán las máquinas para transformar la energía que, a 25.000 voltios suministrará La Energía Eléctrica de Cataluña en corriente continua, a 1.500 voltios que utilizarán las locomotoras eléctricas. Es de admirar en ellos la sencillez y el buen gusto que ha presidido su construcción.

El montaje de las máquinas y complicados aparatos quedará en lo que se refiere a Tarrasa, listo a fines de año, y poco después en San Vicente y Moncada.

Entre Moncada Bifurcación y Sardañola están ya tendidos los cables de alimentación y de trolley, formando una bonita sólida y a la vez ligera catenaria, que en la verticalidad de sus péndolas y en la independencia de las dos líneas señala el certero criterio de seguridad que la Dirección de la Compañía del Norte hizo que presidiera en toda la instalación.

En Bilbao, y por la Sociedad Euskalduna quedará montada la primera locomotora eléctrica, hacia el 15 del mes que viene, está muy adelantada la construcción de los coches automotores para los trenes rápidos tranvías, entre Barcelona, Sabadell, Tarrasa, Manresa, Vich, etc., por lo cual a primeros de año se empezarán los ensayos con la nueva tracción.

Esto es lo que concierne a la línea de Barcelona, pues con referencia a la línea de San Juan de las Abadesas, los trabajos de electrificación marchan igualmente muy adelantados, hallándose muy avanzada la "construcción de las subestaciones de Las Franquesas, Centellas, Manlleu y Ripoll, y que muy pronto se dará mayor actividad a los trabajos de la línea.

La Compañía del Norte es la primera en España que realiza la obra de adaptar, con los últimos adelantos modernos de la electrificación, nuestros todavía no centenarios ferrocarriles, a las necesidades que demandan, por una parte nuestros grandes centros industriales de Sabadell, Tarrasa, etc. que serán atendidos con un tren cada media hora, que tardará 42 minutos de Tarrasa a Barcelona, y por otra parte, la necesidad de expansión y de cómodo turismo en el bello Pirineo catalán.

Estas obras se hacen por contrata, encargándose del montaje de la línea la Sociedad de Grandes Redes Eléctricas, de la construcción de edificios, don José Peris, constructor, y del montaje de las subestaciones la Sociedad Ibérica de Construcciones Eléctricas; el presupuesto total asciende a 44 millones de pesetas, y se espera que para mediados del año que viene puedan ir los trenes desde Tarrasa remolcados por locomotoras eléctricas.

Los visitantes, después de presenciar los referidos trabajos, que como hemos dicho, se efectúan con gran rapidez y exactitud y por procedimientos automáticos, se dirigieron a Tarrasa, donde comieron, regresando a media tarde a Barcelona.